Las proteínas vegetales: quiénes son y por qué están aquí

Tendencias del mercado | 08-11-2017
Proteína de guisante

Actualmente el consumo de proteínas y de productos con alto contenido en proteínas es un hecho que ha impactado en la industria alimentaria dando lugar a nuevos productos y categorías a nivel mundial.

Desde hace una década, el  consumo de este tipo de productos ha presentado un crecimiento imparable e incuestionable. Alrededor de las proteínas siempre ha habido controversia y su consumo se ha relacionado con personas muy musculadas, sin embargo, hoy en día, podemos encontrar en el mercado un sinfín de productos a base de proteínas o enriquecidos para todo tipo de consumidores.

El reino de las proteínas siempre ha estado liderado por proteínas de origen animal, siendo las proteínas de la leche las ganadoras indiscutibles. Con la llegada de nuevos perfiles de consumidores, y la mayor aceptación y reconocimiento de este macronutriente por la población, la industria ha tenido que explorar nuevos horizontes.

En esta nueva era donde encontramos flexitarianos, vegetarianos, veganos… las opciones se han tenido que multiplicar para satisfacer las necesidades de todos los perfiles. Con respecto al perfil del consumidor también ha habido una revolución, se ha abandonado el concepto de proteínas y músculos sobredimensionados, y se asocia a salud y a bienestar.

Poco a poco y con timidez, han ido apareciendo las proteínas vegetales, las protagonistas de este artículo. En Innofood trabajamos con una amplia variedad de proteínas vegetales las cuales las hemos incluido en desarrollos donde hace unos años era impensable.

Os dejamos nuestro ranking de proteínas vegetales, a ver qué os parece:

1. La proteína de guisante, fue una de las pioneras en aparecer en la lista de ingredientes donde anteriormente encontrábamos proteína de suero de leche (whey protein) o directamente como suplemento deportivo. Gracias a su solubilidad y a su precio competitivo, ha ido ganando terreno entre los consumidores que quieren respetar a los animales o que simplemente se mueven bajo algún tipo de intolerancia a la leche y sus derivados

2. La proteína de arroz, ésta junto con la de guisante es una de las más usadas, por su coste y su ausencia de alérgenos. Nutricionalmente es carente de algunos aminoácidos esenciales, pero es de fácil asimilación y en conjunto con otras proteínas, una gran opción

3. La proteína de soja, es la que manda y dirige el cotarro de los productos de carne sin carne. Se usa ampliamente en productos que son sustitutos de la carne, ya que con ella se puede conseguir una textura muy similar a la carne picada

4. La proteína de altramuz, se está empezando a introducir poco a poco en el mercado aunque aún sigue siendo desconocida para muchos. Le está ganando terreno a la soja, ya que tiene un comportamiento similar

5. La proteína de calabaza, es una de nuestras favoritas. Este tipo de proteína tiene un perfil de aminoácidos muy interesante. Además, aporta un sabor agradable y de fácil solubilidad

 

¿Qué tal unas galletas con proteína de calabaza? ¿quizás un batido con proteína de gisante? ¿o mejor un puré con proteína de arroz?

¿Nos dejas tu comentario?